Pueblos de Mayunmarka
Síguenos

  

Album de fotos

Los carnavales o la fiesta de carnaval, si bien es una fiesta introducido por los españoles, fueron adoptados en las comunidades andinas quienes adaptaron a sus costumbres incluyendo nuevas características, es así, en Chungui es una costumbre muy importante que contribuye a la cohesión social.

“Estas fiestas han sido adaptadas a los andes habiéndoseles atribuido ciertos elementos característicos que le han configurado una identidad particular andina que hoy muestra diversas variaciones locales. En Chungui, es la fiesta, se observa diferentes fases cuyas ceremonias y rituales se visualizan en la preparación anticipada y las mismas fiestas que, en realidad, comienzan diez días antes, en los “jueves de comadres y compadres” y continúa el domingo, lunes y martes de carnaval para terminar el miércoles de ceniza”.

Previamente los pobladores realizan sus preparativos, en especial los músicos, quienes recolectan los materiales para sus quenas, a base de bambú “mamaq” de la selva y la preparación de los “tinyas” en base a cuero y diafragma de gato, con cuerdas de cabello de mujer, especialmente elaboradas (“tinya tiquy”) con ritos antiguos (se cuenta que los expertos iban a preparar las tinyas a las grutas con caída de agua en noche de luna), el cual le confería un sonido muy especial, dulce y suave, no como el del tambor que es seco  y áspero.

“Las fiestas del carnaval se inician los dos jueves previos al domingo carnaval. A estos días les denominan jueves de comadres y compadres, respectivamente, y culmina el día miércoles de ceniza. En cada uno de estos días se efectúan un conjunto de rituales carnavalescos y actos económicos buscando mantener y revitalizar la cohesión social y comunal acompañado de acciones de competencia entre sallqas y qechwas, encuentros de rivalidad en relación a sus lugares de origen y residencia”.

Se realizan visitas entre parientes, especialmente si son compadres y comadres donde se realizan intercambio de regalos, convido de comida y brindes con chicha y trago.

Una de las características principal del carnaval de Chungui son los “pasyus” o comparsas. Esto es iniciado por una de las familias que al son de las canciones de carnaval visitan a una siguiente familia, libando chicha y cañazo, esperan cantando hasta que salga toda la familia y continúa hasta la siguiente casa, convirtiéndose en grandes comparsas que termina el martes carnaval.

“Las comparsas o pasyus (viene de paseo), intercambian visitas en grupos de casa en casa, donde ofrecen y reciben los llamados “convidos” de algún potaje y principalmente chicha y trago. Estas comparsas se organizan en función de parentesco consanguíneo y espiritual, vecindad y procedencia. En estos días se realizan los intercambios de regalos entre parientes espirituales: compadres, padrinos, ahijados y hermanos de juramento quienes ofrecen mutuamente frutas, cereales y hasta animales, libando licores, entonando cantos al compás de Las tinyas y quenas dirigidos por un varón que toca el cencerro y el silbato”.

Entre los rituales se encuentran el “siqullunakuy o “warakanaky” que son “batallas rituales que consiste en desafíos personales entre pobladores a través de cantos de entonación belicosa, con piruetas, saltos y movimientos que muestran agresividad. En el ritual, los contrincantes se dan de hondazos y latigazos en las pantorrillas descubiertas hasta desollarlas y dejarlos sangrando para luego soplar las heridas con bocanadas de aguardiente. También se han registrado batallas rituales entre varones y mujeres tirándose, en las extremidades inferiores, con frutas duras (tunas, manzanos, duraznos, paltas). Estas batallas rituales son panandinas y “… ostentan variedad de modalidades que llega desde los combates sangrientos hasta juegos de carácter inofensivo… en las que los participantes se bombardean con frutos como naranjas, tunas y proyectiles parecidos” (Hartmann, R. 1970: 126), y se realizan en diferentes festividades”.

En algunas zonas se realizan otras variaciones como el “palo encebado” o el “Ulla wantuy” que se practican principalmente en las comunidades de Anccea y Qarin, ahora extendido a otros lugares, igual que el “sacha rutuy” que era la costumbre de cortar un árbol adornado de frutas que ahora ha tomado la forma de “yunsa” que se practicaba en la sierra central y ahora se ha extendido a todo el Perú.

Toda la fiesta dura hasta el martes carnaval terminando toda la manifestación festiva para dar paso al miércoles de ceniza que es de recogimiento y arrepentimiento.